Construcción en Seco

Construcción en Seco

En los últimos 10 años, el proceso de construcción de casas fue evolucionando para ser más veloz, eficaz y económico. El paso de la construcción tradicional a la construcción en seco ha permitido que cada vez sean más los beneficiados con este nuevo sistema y es una tendencia en crecimiento en Argentina.
Cuando se planea construir una casa, lo primero que se analiza es su diseño y los costos que conlleva realizarla. Ahora bien, es muy común pensar que todo este proceso es complicado y costoso, y que esto nos quite la motivación. ¿Pero por qué nos parece tan pesado el proceso de construcción? La razón detrás de esto es que asociamos la idea de construir únicamente con la “construcción tradicional”.


Con los años han surgido varias opciones de sistemas constructivos entre los cuales optar, aunque la construcción en seco es la que tiene mayor demanda. Su alta de popularidad está dado a raíz de las ventajas que posee frente a sus competidores:
Aprovecha materiales y mano de obra de manera eficiente, lo que reduce los costos del proyecto y tiempos de ejecución.
1 – Al estar sectorizado por partes, el armado de servicios básicos (cañerías, instalaciones eléctricas, etc.) resulta mucho más sencillo.
2 – Los materiales de este tipo de construcción reducen la propagación del fuego.
3 – Permite un consumo menor de energía a causa del aislamiento acústico y térmico con el que consta.
4 – No genera escombros y las construcciones son más limpias.
5 – Mayor seguridad en el momento de obra para los operarios debido a la facilidad de la manipulación de los materiales.
6 – Los materiales de construcción son compatibles con otros tipos de construcción. Esto permite la posibilidad de hacer nuevas obras o bien refaccionar obras ya existentes.

La particularidad de la construcción en seco reside en sus materiales, ya que son pre fabricados para luego ser armados en la obra.

Está claro que romper con el concepto de “construcción de casas” existentes resulta una tarea de dificultad elevada, pero con el pasar de los años, cada vez son más las personas que se animan a experimentar este nuevo estilo que asegura durabilidad con un plus de rapidez y sustentabilidad. El primer paso es apostar por lo diferente.

¿Te gustó este post?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *